viernes, 9 de mayo de 2008

Tinta.


Pues de dibujos viejos va la cosa, este en concreto del 2002, tenía 19 añitos y me quería comer el mundo. Ha llovido mucho desde entonces. Hace mucho que he desistido de la idea de comerme el mundo, entonces pensaba que era una joven promesa, que algun día sería la hostia, que sería conocido y en el futuro se hablaría de mí. Lo lamentable es que aprendí a ser realista a la fuerza, y ahora me conformo con hacer cosas que no esten demasiado mal. El mundo que se lo coman otros. Me está costando horrores seguir luchando por mi nuevo sueño, que no deja de ser algo mucho más mundando que lo que pretendía de más jovenzuelo, publicar un cómic. Sin más añadidos, no quiero hacerme de oro, ni fans, ni reconocimiento a mí trabajo ni nada de eso. Con publicarlo, que me paguen un precio digno y se venda medianamente me sobra. No creo que sea peor ni mejor ni nada de eso. Hay cosas que simplemente te dejan de importar con el tiempo. Por ahora ya encuentro un reto el hecho de poder pagarme un alquiler dibujando, aunque no sean exactamente las cosas que más me gusta dibujar. Sigo siendo igual de ambicioso, no tengo bastante de poder vivir dibujando que quiero dibujar mis cosas y que me paguen por ello. Y eso seguirá siendo así. Y el día que suceda(si sucede) no tendré bastante con hacer mis cosas, quizás quiera más dinero, quizás quiera retarme artísticamente, quizás trascender. Quién sabe. Lo importante es que aprendí a no fabricar castillos empezando por el techo. Incluso aprendí a no aspirar a un castillo. Es solo mi caso. No digo que no haya gente con mucho talento capaz de fabricar un gran castillo, claro que la hay. No se si es desanimo o realismo, pero solo creo que yo no estoy destinado a algo así. A veces es bonito pensar que si, pero doloroso a la vez. Mirar a Otomo, Moebius, Miguel angel, Klimt, Velázquez.... claro que a uno le dan ganas de ser como ellos, pero con el tiempo también aprendí la suerte que tenemos de ser nosotros mismos. Nadie más podrá jamás ser tú. Con tus virtudes y tus defectos. Y aprendí con el tiempo, que el dibujo, que es una parte muy importante para mí, es solo eso, una parte, no el todo. No creo que pueda dejar de dibujar, pero no es dibujar exclusivamente lo que me hace feliz. Si me ha dado grandes alegrias, pero no todas. Y también me ha dado disgustos. Por eso quizás imagino que quiero hacer algo más personal, sin competir en nada con nadie. Solo algo que solo pueda haber hecho yo. Con mis grandes virtudes y mis grandes defectos. Por eso en el fondo me siento orgulloso de haber dejado de querer ser el mejor. Ser uno mismo ya es demasiado complicado.
Ultimamente convivo con mucha gente con mucho talento, y eso me ha hecho verme más pequeño. El que no es más bueno técnicamente que yo, tiene mejores ideas, narra mejor, pinta mejor, ilustra o dibuja mejor. El que no publica para Fráncia publica para Estados Unidos, y él que no es porqué no le da la gana. Hay mucha gente buena, mucha. Gente que te ayuda a aprender y gente que te deprime. Por eso un pensamiento más humilde me ayuda más que el querer "ser mejor que ellos". me ayuda pensar que ellos jamás podran ser yo, y me ayuda no poder jamás ser ellos. En fin, un relato de el que algun día quiso ser el mejor. pensamientos escritos de una ambición frustrada. En todo caso la insatisfacción me ayuda a mejorar, a querer mejorar simplemente a veces. Lo cierto que si que ando un poco decepcionado de mí mismo, ya que me creía capaz de más. Pero vaya, queda mucho camino y aun no está todo dicho. Lo cierto por eso, es que aun hay un impetu que no me permite conformarme con que lo he hecho todo lo mejor que podía, y pese a veces no poder más o estar exhausto, sigo queriendo ser el mejor, pero mí mejor yo, solo eso. Así que.... toca ponerse las pilas de nuevo, unos mosquitos malvados se acercan y alguién ha de hacer algo para darles caña... Sin prisa, sin pausa, sin grandes aspiraciones, sin posivilidad de no disfrutar ante el papel. Sin dejar de ser yo.

12 comentarios:

Alexander dijo...

Son tiempos difíciles para las aspiraciones de grandeza. Somos muchos los grafistas que deambulamos por el mundo de los ensueños; Pero a la larga somos muy pocos los que seguimos con esa ilusión; que por pequeña que sea, siempre nos ayuda a seguir con la construcción de ese castillo o chavola.
Desde aquí, bajo este puente de carton, yo Alexander, te envio mi mas absoluto apoyo.
Pues somos ante todo camaradas en este mundo sinperdón.

Saludos desde Arkham!

Aramel dijo...

creo que tú texto resume perfectamente lo que sentimos muchos a lo largo de su vida y no todos quieren admitirlo.
cuando el dibujar es parte de su vida, pero te conformas con lo que venga, con seguir poco a poco adelante, y ya es bastante.
hay mucha gente que entra queriéndose comer el mundo, se da la hostia y luego desiste porque saber que este mundo no es tan fácil como muchos piensas.
es jodidamente complicado, hay que ser humilde, tener una sonrisa y apechugar con lo que venga.
hay gente muy muy muy capacitada que te hace reflexionar y pensar "soy un mierda", pero de todo se aprende.

mientras no dejemos el lapicero... que sea lo que sea. ya es bastante pagarse un alquiler dibujando. (ojalá pudiera yo, pero voy muy pasito a pasito, demasiado despacio, con demasiado miedo).


un saludo ;)

Lu dijo...

te quiero mucho, mamón, que lo sepas... stop desanimation.

Juan dijo...

Así es la vida, cada uno tiene que encontrar sus objetivos e intentar llevarlos a buen puerto. Tío, tienes talento y has hecho ya cosas muy buenas. Es una suerte que conozcas a todos esos profesionales, porque la gracia no está en llegar a ser mejor que ellos sino en aprender todo lo que puedas de ellos. Después de leer esta entrada creo que eso es algo que ya sabes de sobra.
Suerte y que ese peaso proyecto salga adelante!
Un saludo!

RAULE dijo...

Sólo tú puedes darle estopa a esos putos Mosquitos, sin ti no veríamos a Kerry saltando por las azoteas... algún día muchos lectores agradeceremos que seas tal cual: Un buen tío y un buen artista. Sólo eso. Casi ná.

Un abrazo charnego.

Juan Angel dijo...

Aupa Oriol! La verdad que me sorprende leerte, pero no porque no te comprenda, sino todo lo contrario, porque yo, salido de entre las montañas, con mis aspiraciones camino de la ciudad, me he sentido muy identificado con lo que leía. Cada vez que volvía a Barcelona lo hacía con toda la ilusión del mundo, pero a la vez con un gran miedo, ya que enfrentarme a vosotros y a vuestros dibujos me hacía sentirme abrumado, pequeñito, pero también me ayudó, ya que supe sobreponerme a todo eso y sobre todo aprovechar el teneros cerca, lógicamente no sólo como amigos, sino también como los grandes dibujantes que erais, a mi pesar más jovenes que yo, que me servían como objetivo. Eso me sirvió para seguir hacia adelante, y seguir fijándome en los grandes e intentar llegar a su nivel, y espero no perder nunca esa ilusión, pero no por ello frustrarme si no lo consigo. Llegaré a donde pueda, pero no voy a dejar de pensar que algún día pueda llegar a ser un buen dibujante. Siempre humilde, siempre paso a paso y mirando para arriba, y como no de vez en cuando hacia abajo, que también viene bien coger un poco de perspectiva.
Es gracioso que para mi eres y serás un gran dibujante, con grandes ideas y al que de vez en cuando sigo queriendo robar sus manos. Pero no, me quedo conmigo, con mi todo, ya que a parte de esto, como tu dices, somos muchas cosas.
Muchas veces echo de menos ese mundillo de dibujos e ilusiones que tenía a mi alrededor. Y me quedo con lo que aprendí, ya que aunque salí siendo un dibujante peor que muchos de vosotros, también descubrí que el trabajo y ese maravilloso y frustrante, a veces, entorno me hizo progresar mucho, y en eso si fui de los mejores.
Y eso es todo desde mis queridas montañas. Cuidate mucho!!

Alexx Galán dijo...

Di lo que quieras pero a mi me pareces un peazo de artista y si no intentas comerte el mundo es porque no quieres, y, además, te arrepentiras el resto de tu vida.

Antonio Santamaria dijo...

Que te quieras comer el mundo no es malo. Sólo lo es si lo quieres hacer ya y de una sentada... Eso se convertiría en una indigestión del quince. Me parece muy loable tu texto y me hace pensar. Sólo puedo decirte que esa humildad y ese afán por mejorar es el camino correcto, en mi opinión, y que con los años las ganas de ser un buen profesional no se desvanecen. Tú, si sigues así, serás grande. Con lo joven que eres y ya partes la pana, así que no quiero ni imaginarme cómo estarás de aquí a 10 años.... En España, en Europa o en cualquier sitio. Obviamente, si hablaramos de animación, creo que este país ya se nos queda pequeño en muchos sentidos... en cuanto al comic creo que tenemos muuuucho todavía por contar. Y la generación de los veintitantos venís con mucha fuerza.
Por cierto, no tiene nada que ver con nuestra profesión pero, ¿sabes que Steve Wonder sigue tomando clases de canto? Quiero decir que un tío que es una eminencia en su trabajo y supermillonario y... y.... y... échale todos los calificativos que quieras... todavía asiste a clases. Un tío que lleva triunfando en la música desde los años 50s. En fin, paranoias mías que me hacen mantenerme dentro de lo que soy.
Un abrazo campeón... los demás también seguimos aprendiendo, sobretodo de ti ;-)

LuisNCT dijo...

Me he sentido muy identificado leyendo esto, y también bastante deprimido... No es necesario comerse el mundo con prisas, porque hay tiempo para todo, asi que ya llegará. Como tu dices dibujar es solo una parte de tu vida, no toda ella. La gente que está en un pedestal en el mundo del cómic (por poner el caso mas extremo de estar atado a la mesa de dibujo) prácticamente no tiene tiempo para otra cosa que para dibujar. Puede que tu un dia decidas que tu vida va a ser solo eso: dibujar, dormir y comer. Entonces seguramente conseguirás llegar muy arriba, pero hasta entonces no te agobies.

Gringoloco dijo...

me parece que eres un excelente artista y pienso que no deberías dejar que el mundo verdadero te quite tus ganas de ser el mejor, donde quiera que estés! sigue adelante.. saludos desde ecuador!

Carlos Leon dijo...

Gran Blog, grandes palabras.. y humildad, esas tres cosas te hacen fuerte. Un saludo y todos a remar que el barco se hunde.

lamartarile dijo...

Peaso reflexión! t'acabo de descobrir, porto un montón de rato mirant blogs genials, i m'ha passat pel cap exactament el mateix que tu!
i just estava mirant les teves il·lustracions. Et felicito el teu treball es boníssim, a mi també m'encanta la nena despentinada aquesta que fas :)

Aps jo he estat a la joso un parell de mesos fent il·lustració pero m'he acabat desapuntant m'he apuntat a una altre escola. El tractament en apartat d'il·lustració em va decepcionar un mica allí, i moltes vegades encara dubto de si seguir per aquest cami o no, pq jo també necesito pagarme el lloguer, potser ho acabo utilitzant com a hobby nuse, però els reptes m'encanten, i estic aprenent a posarmel's jo mateixa.

Gràcies per les lliçons que vas donant, em semblen fantàstiques, y escrites amb el teu estil rústik encara m'arriben més!


Encara no m'he atrevit a creear-me un blooger d'aquets i penjar les coses que faig (osease acabades) de moment el que hi ha només son idees i respostes internautiques a colegues

toooo' llegarà!

de moment un abraçada ben forta!
salutacions Oriol!*